Cómo viven la cuarentena los estudiantes en prácticas

becario

Durante estos días, muchos de los que hacéis prácticas en empresas estáis “telepracticando”, algo que hasta ahora no habíais hecho nunca. Desde Talentoteca nos hemos preguntado cómo son las experiencias de los becarios durante la cuarentena y algunos nos lo habéis contado. Hemos decidido compartir con vosotros estas declaraciones porque estamos seguros que de todas ellas se puede aprender algo.

Si algo hemos aprendido en estas semanas de teleprácticas es que la comunicación con nuestro departamento y con el resto de los trabajadores de la empresa, es fundamental. Importantísima para poder tener todo en orden y, sobre todo, para mantener los proyectos que estaban en pie antes del confinamiento.

Alba Porras, becaria de Talento en Fundación Universidad-Empresa

¿Qué empresa no tiene problemas de comunicación de una manera u otra? En esta ocasión los problemas se vuelven más acuciantes que nunca, de la misma manera en que las buenas prácticas salvan al equipo de situaciones de estrés y fomentan la productividad. Si la comunicación entre equipos y departamentos es un fallo en tu empresa, ahora más que nunca es urgente poner en marcha acciones para solucionarlo.

Algo que nos ha dado un poco de calma en medio de esta tormenta son las diferentes iniciativas que se nos han ido proponiendo a los becarios por parte del equipo para que nosotras continuemos con nuestra formación en todos los aspectos a través de cursos online, talleres, recomendaciones de lecturas, retos online…

Sonia Muñoz, becaria de Comunicación en Fundación Universidad-Empresa

Quizás la actividad en tu empresa haya aumentado con la crisis del coronavirus, pero también es posible que haya disminuido. Si este es el caso, es fundamental que los tutores en prácticas proporcionen a los alumnos material complementario para continuar con su formación; de esta manera se compensará el ritmo del aprendizaje.

En el LAB en el que estoy se trabaja en metodología Agile, por lo tanto, intentamos mantener, aunque sea a distancia, todo lo que hacíamos antes. (…) Hemos diseñado un kanban en el que vamos poniendo todas las tareas que hay que realizar y así nos ayuda a organizados mejor. También hacemos una pausa para el café, como si estuviéramos allí en la cafetería. Normalmente, compañeros de otros grupos se unen a la llamada en ese ratito y así parece que estamos todos juntos, tal y como estábamos hace una semana.

Noelia López, becaria en Fundación Telefónica

Con la organización sucede lo mismo que con la comunicación; una empresa en la que antes era buena estará viendo en estos días, más que nunca, sus ventajas. Pero el trabajo no es la única parte importante; no hay que olvidar que la situación que vivimos puede resultar en sí misma un foco de estrés y por eso afianzar las relaciones con los compañeros es bueno para sobrellevar el día a día tanto a nivel profesional como personal. Buscar espacios para compartir impresiones y relajarse, aun estando fuera de la oficina, es tan importante como la organización del trabajo.

Continuamente estamos en contacto con nuestro tutor y con el resto de responsables de las áreas con las que trabajamos, si nos surge alguna duda nos llamamos y se soluciona inmediatamente, siempre están disponibles para ayudarnos, en ese sentido no tenemos ningún problema, en ningún momento nos hemos sentido solos ni desatendidos, algo que se agradece.

Noelia López, becaria en Fundación Telefónica

En ocasiones, en una situación de crisis el becario puede ser “el último problema” de la empresa. Por eso mismo tienen mucho mérito las empresas que se preocupan por la formación de sus estudiantes en prácticas en momentos críticos como estos y les dan la misma importancia y atención que a los trabajadores de la empresa.

Ana Caballero
Compartir este post:
share post :

Leave a Reply

Facebook
Twitter
Linked In
Instagram